martes, 7 de junio de 2016

Y Por qué no te callas

Después de aquél memorable regaño dialéctico con el cual Rodríguez Zapatero impactó la dignidad intelectual de Chávez y que llevó al Rey de España sellarlo con aquella celebérrima admonición "Y por qué no te callas", después de aquello, ésto que vemos ahora en Venezuela donde Zapatero, el defensor de Aznar, le sirve de puente dialógico a un hijo de Chávez que no es morisco sino Moro.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada